Páginas vistas en total

jueves, 8 de septiembre de 2011

HISTORIA DEL MOVIMIENTO SOCIALISTA (19): EPÍGONOS DEL CARTISMO



Aclaración previa. Todas las citas provienen, salvo indicación en contrario, de: Cole, G. H. D. (1980). Historia del pensamiento socialista. I: Los precursores, 1789-1850. México D. F.: Fondo de Cultura Económica. La traducción es de Rubén Landa. En números romanos indico el número de volumen, y en arábigos la página.

29. Epígonos del cartismo: Ernest Jones (1819-1869). (1).

Fuertemente influenciado por Karl Marx (1818-1883), aunque su socialismo seguía siendo más agrícola que industrial.

"Su dogma central fue la lucha de clases como forma necesaria del desarrollo social; y a esto iba unido una insistencia en la doctrina de la plusvalía (2) y en la tendencia histórica hacia la concentración del capital. Jones daba gran importancia a los sindicatos obreros como instrumentos para organizar la lucha de clases, y para que se desarrollase su conciencia de clase; y siempre pensó que los sindicalistas necesitaban una fuerte dirección política que ampliase sus objetivos y que los convirtiese en auxiliares para una lucha esencialmente política contra el capitalismo." (I: 155).

Desde 1825 las trade unions habían adquirido un fuerte desarrollo. Las derrotas de 1834, 1839, 1842 y 1848, tanto de los sindicatos como del cartismo, pusieron como tema principal de los debates en el movimiento obrero inglés la cuestión de los medios para enfrentar al capitalismo. Los militantes obreros se encontraban, en principio, ante dos caminos principales: a) Discutir las condiciones y el precio de venta de la fuerza de trabajo, aceptando el sistema capitalista y adoptando una actitud meramente mercantil, cuyo emblema es la lucha salarial. Este camino conduce a la construcción de un movimiento obrero funcional al capitalismo; b) Discutir el hecho mismo de la venta de la fuerza de trabajo y la base en que se apoya la misma, esto es, la propiedad privada de los medios de producción. Esta vía lleva a la construcción de un movimiento socialista, anticapitalista. En este último camino, los problemas son, por supuesto, mucho más serios que en caso del primero. Entre otras cosas, supone construir una organización política autónoma, que trascienda el "regateo" por la fuerza de trabajo, que discuta los pilares mismos de la dominación capitalista. El Estado ya no puede ser visto como un interlocutor o un árbitro,sino que pasa a ser una posición a conquistar, un obstáculo a remover. Para ello hay que construir organización política, poner en el centro de la acción política el problema del poder y transformar la insurrección y la lucha armada en cuestiones prácticas, no en quimeras o en bravatas adolescentes.

Tomando el planteo de Jones, ¿pueden los sindicatos cumplir el papel del partido revolucionario? La experiencia histórica muestra que no. Los sindicatos están demasiado atados a la lucha económica, y deben cobijar a trabajadores de todos las tendencias políticas. Los cartistas no tuvieron éxito en encarar la construcción de un partido político propio.

En la década de 1850, Jones defendió la nacionalización de la tierra. "Quería que un Estado reformado, basado en el sufragio universal, comprase la tierra, o la adquiriese confiscándola, y estableciese en ella al exceso de obreros urbanos mediante colonias interiores, que seguía concibiendo como formadas por agricultores trabajando individualmente." (I: 155). (3)

Radicado en Manchester, se fue apartando del marxismo y pasó a defender la tesis de la necesidad de contar con las clases medias para que los obreros lograran el derecho de voto. Cole dice que Marx siguió respetándolo. (I: 156).

30. Epígonos del cartismo: George Julian Harney (1817-1897).

Harney secundó a O'Connor y había colaborado en THE NORTHERN STAR. Publicó RED REPUBLICAN y la DEMOCRATIC REVIEW. En 1850 publicó la 1º traducción inglesa del Manifiesto Comunista. Trató de transformar a la RED REPUBLICAN en órgano del movimiento revolucionario internacional del movimiento revolucionario internacional de 1848. (I: 156).

En 1850 Harney y los Demócratas Fraternales se unieron al grupo de Marx y a los partidarios de Blanqui. Surgió la Liga Universal de Comunistas Revolucionarios, con sede en Londres. La Liga defendió la dictadura del proletariado y la revolución permanente hasta la concreción del comunismo. (I: 156).

Harney entró en lucha con Jones por la jefatura del ala izquierda del cartismo: "Quería que todos fuesen amigos, y que todos se diesen la mano en un movimiento único animado por el espíritu de fraternidad republicana. Pensaba que Marx era egoísta e intolerante, y Marx pensaba de él que era un estúpido presumido." (I: 156). Jones, que contaba con el apoyo de Marx, desplazó rápidamente a Harney. (I: 156).

En la década de 1850 se estableció en las islas del Canal, donde hizo causa común con los exiliados franceses establecidos allí, entre los que se encontraba el escritor francés Victor Hugo (1802-1885). (I: 155).

31. Epígonos del cartismo: Bronterre O'Brien (1805-1864). (4).

Antes de la última ofensiva cartista (1848), había pertenecido al grupo partidario de la "fuerza física" (6). Difundió las ideas de Babeauf (1760-1797) en Gran Bretaña con su traducción anotada del libro de Buonarroti. Lugarteniente de O'Connor, luego se opuso al proyecto agrario de éste. (I: 157).

El año 1848 representó una divisoria de aguas en su trayectoria. Se opuso a los proyectos de insurrección defendido por varios grupos cartistas, separándose de la asamblea cartista en señal de protesta. O' Brien pasó a liderar a los grupos moderados del cartismo en la Liga Nacional de la Reforma, que intentaba aglutinar a owenistas, otros socialistas utópicos y partidarios de la reforma constitucional. (I: 157).

En 1849 publicó la primera parte de su libro, The Rise, Progress and Phases of Human Slavery (5), que nunca llegó a terminar. Sostuvo que "las llamadas clases obreras constituyen la población esclava de los países civilizados" (I: 157; la cita entrecomillada es reproducida por Cole del texto de O'Brien). La esclavitud moderna sólo terminaría con una conmoción social, que podría tomar la forma de una revolución violenta o la de una reforma pacífica. O'Brien era partidario de la 2º opción. (I: 157).

En 1850 se produjo la formación de la Liga Nacional de la Reforma, a través de la confluencia de O' Brien, G. W. M. Reynolds (1814-1879) y el propagandista oweniano Lloyd Jones (1811-1886). Elaboraron las Propuestas de la Liga Nacional de la Reforma, influenciados por el socialismo francés de la década de 1840.

El programa de la Liga puede sintetizarse en los siguientes puntos:

1) Reforma de la Ley de Beneficencia, para proporcionar trabajo o auxilio en condiciones razonables. Para lograr esto, proponían un sistema centralizado de impuestos equitativos.

2) Compra de tierras por el Estado, para establecer en ella a los obreros desocupados, ya fuera en comunidades cooperativas owenianas, o en colonias agrícolas tipo O' Connor. Cada beneficiario debía escoger entre dichas formas de organización.

3) Rebaja de la deuda nacional en proporción a la baja de precios desde las guerras napoleónicas. Liquidación de la deuda restante mediante una contribución sobre la propiedad.

4) Nacionalización gradual de la tierra (incluyendo minerales, minas y pesquerías). Con esos recursos debían ejecutarse las obras públicas y financiarse un sistema de educación pública.

5) Nuevo sistema monetario.

6) Sistema de crédito público para fomentar las cooperativas y las pequeñas empresas.

7) Establecimiento en todas partes de bolsas de trabajo. Allí se cambiarían los productos de los distintos oficios. La idea era sustituir a la competencia.

8) Nacionalización, en una etapa posterior, de los ferrocarriles, canales, puentes, puertos, obras hidráulicas, etc.

Al final del programa se defendía la tesis de la "religión racional" de Owen (I: 158-159).Conviene hacer notar que el programa no contiene nada referido a la propiedad privada de los medios de producción, ni a la cuestión del sufragio universal.

El programa de la Liga fue apoyado por la Asociación Nacional de la Carta y por los Demócratas Fraternales. El REYNOLD'S NEWSPAPER pasó a ser vocero del movimiento. (I: 158). Todo esto duró poco. La Asociación Nacional de la Carta dejó de apoyar a la Liga. En 1855 O' Brien abandonó la política. El REYNOLD'S NEWSPAPER terminó por ser el vocero del movimiento cooperativista. (I: 158).

Mataderos, jueves 8 de septiembre de 2011

NOTAS:

(1) En las décadas de 1840 y 1850, Jones proclamó su adhesión al cartismo de la "fuerza física". Para esta corriente del movimiento cartista, consultar la nota anterior de esta serie: http://miseriadelasociologia.blogspot.com/2011/07/historia-del-movimiento-socialista-18.html

(2) Marx descubrió su teoría del plusvalor hacia fines de la década de 1850. Esto quedó plasmado en los Grundrisse. Cole confunde aquí la teoría marxista del plusvalor con los planteos de los ricardianos de izquierda. Ver al respecto la nota: http://miseriadelasociologia.blogspot.com/2011/07/historia-del-movimiento-socialista-15.html

(3) Para el programa agrario cartista, consultar la nota mencionada en (1).

(4) Cole afirma que era O' Brien era alcohólico. (I: 157).

(5) En The Open Library se encuentra disponible online la edición inglesa de 1885: http://www.archive.org/stream/riseprogressphas00obriuoft#page/n5/mode/2up

(6) Ver al respecto la nota 1.

No hay comentarios: